Primera victoria de la temporada en un partido muy disputado ante un rival que siempre nos exige mucho, especialmente en su cancha. Comenzamos con un primer cuarto en el que por fin salimos muy metidos en el partido, buena defensa y acierto en ataque por parte de Pechero y Santoveña para terminar con 5 puntos arriba, 16-21. El segundo cuarto disminuye el acierto pero la defensa sigue la buena tónica, al descanso 6 puntos, 29-35. En ese cuarto perdemos a Miguel que con el labio partido no puede continuar jugando.

El tercer cuarto, que suele ser una de nuestras asignaturas más difíciles, nuestro objetivo de seguir en la misma línea de intensidad se cumple con todo el equipo muy entregado en defensa, pero se empieza a notar el cansancio y cedemos más puntos de los deseados, perdiendo el cuarto por un punto.

El último cuarto, con un rival muy cargado de faltas, pero mucho más intenso nos hace frenar la anotación casi en seco, mientras lo conseguimos compensar cediendo pocos puntos. Un parcial de 0-4 coloca al rival a falta de 4 minutos a sólo 1 punto, y con 4 tiros libres fallados no conseguimos despegarnos del marcador. A falta de menos de un minuto una canasta providencial de José Mazorra (la única en los últimos 7 minutos) nos deja con tres de ventaja, pero el rival nos coloca un triple estratosférico que deja el empate, y parecía que podíamos perder todo lo que habíamos peleado. Con 20 segundos por jugar, posesión en campo contrario y jugada de la que sacamos dos tiros libres a falta de 5 segundos, Santoveña falla el primero y encesta el segundo, ventaja mínima y saque de fondo del rival, al que a falta de un segundo hacemos falta, y sin bonus, vuelven a sacar para tirar un tiro a la desesperada que no toca aro.

Victoria muy trabajada que nos permite seguir con posibilidades de mantenernos en la categoría para la segunda fase en un grupo muy complicado por el nivel de todos los equipos, ahora a finalizar la primera vuelta en casa contra un equipo muy reforzado como es Financial Brokers.